9 CONSEJOS PARA LA VUELTA AL COLE

Después de casi cien días de confinamiento, un verano marcado por los geles, las mascarillas y las distancias de seguridad, todo ello acontecido con una inestable “nueva normalidad”, llega la que, sin duda, será la vuelta al colegio más atípica que podamos recordar.

Este curso 2020 / 2021 empieza con incertidumbre, con un nuevo “material” que deben de acompañar a nuestros niños en la mochila. Esta vuelta al cole viene marcada con geles y mascarillas en sus mochilas que deben de llevar como repuesto, reglas de las cuales algunas aún no hay claras, protocolos llevados a cabo que no sabemos si funcionarán, sobre todo, la vuelta al colegio de este curso 2020 / 2021 estará marcada por dudas y miedos.

Lógicamente, esto afectará a todos, incluidos nuestros hijos e hijas. Por este motivo, vamos a necesitar unas guías para acompañarlos en estos difíciles momentos, ayudándoles a regresar a las aulas sin miedo y con la misma ilusión que lo han hecho otros años.

No debemos olvidar que los niños, niñas y adolescentes han vivido, y siguen viviendo, una situación potencialmente traumática. Todos han visto interrumpida su rutina y han tenido que adaptarse a una situación para la que no estaban preparados.

Además de estar expuestos a noticias dramáticas, nos han visto a los adultos nerviosos y preocupados, les hemos repetido continuamente que no podían salir o jugar con sus amigos o abuelos porque era peligroso, incluso, algunos de ellos, han podido sufrir la pérdida de alguna persona importante.

Por este motivo, es normal que muchos menores se sientan confusos y nerviosos ante el inicio de un curso académico con nuevas normas y muchas dudas. Para ayudarles a superar este malestar, es necesario que les acompañemos de forma respetuosa, que estemos a su lado para resolver sus dudas y que les proporcionemos una serie de herramientas psicológicas que les permitan establecer una nueva rutina en su día a día.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es clegio.png

A continuación, te presento una serie de pautas que pueden serte muy útiles para que tu hijo o hija recupere la sensación de seguridad y la confianza necesarias para volver a clase con ilusión

1. Presenta como premio.

Presenta la vuelta al cole como un premio a todos los esfuerzos realizados y a todo lo que hemos conseguido desde el confinamiento. Hazle ver que te sientes orgulloso/a de sus logros, de lo bien que lo ha hecho y haz hincapié en todo lo que pensaba que iba a ser difícil, pero luego consiguió.

Recuérdale momentos en los que haya pensado que no podría hacer algo pero al final lo logró y pídele que piense ejemplos de este tipo de situaciones (no es necesario que sean temas relacionados con el coronavirus). Esto le dará confianza en sí mismo y le hará ver que es capaz de superar esta nueva prueba.

2. Empezad la nueva rutina.

Después de tanto tiempo sin asistir a clases presenciales, es normal que le cueste adaptarse a los madrugones, a preparar la mochila, a los deberes, etc. Así que, cuanto antes empecéis, mejor.

Planead juntos la nueva rutina. No es necesario que tengáis un horario estricto que cubra todas las horas del día, pero sí es conveniente empezar con los horarios de comida y sueño. Además, es conveniente incluir alguna actividad relajante para antes de irse a la cama, lo que beneficiará el descanso.

También podéis elaborar una lista con actividades de ocio, actividades para antes de dormir, hábitos de higiene, etc. y así podréis elegir en cada momento una de la lista. Guardad un rato cada día para hablar de vuestras preocupaciones, dudas y temores acerca de la vuelta al cole.

Si tu hijo te confiesa que le da miedo contagiarse, por ejemplo, explícale que gracias a las medidas de seguridad eso no va a ocurrir. Si teme no poder jugar con sus amigos, dile que su maestro o maestra le explicará cómo pueden jugar. Explícale que habrá cosas nuevas, pero que lo importante es que puede volver al colegio y ver a sus amigos.

3. Remarca el “Sí”.

Pon el foco en lo que sí puede hacer, como ver a sus amigos, jugar en el patio, empezar a hacer deporte, etc. Y cuando te pregunte o se queje de las cosas que no puede hacer, recuérdale que gracias a todas las medidas de higiene y las normas que imponga en el colegio, podrá hacer muchas cosas que hasta ahora no podía hacer.

Si centras tu discurso en lo positivo, en las ventajas de la vuelta al colegio y las normas, en todo lo que va a ganar, tu hijo/a también lo hará.

4. Céntrate en el presente.

Es cierto que la incertidumbre es el centro de las noticias estos días, que realmente no sabemos qué va a pasar de aquí a unas semanas y que hay demasiadas incógnitas para estar tranquilos, pero adelantarnos a posibles complicaciones no nos va a ayudar.

Por supuesto, no debemos mentirles ni decirles que todo va a ser como otros años. Podemos compartir con ellos la falta de certezas, podemos explicarles que hay cosas que no sabemos, pero que lo que sí sabemos es que los colegios, los equipos docentes y las familias están trabajando para que todos los estudiantes puedan asistir a clase de forma segura.

5. Resuelve sus dudas.

Seguramente, tu hijo o hija tendrá muchas dudas acerca de lo que va a pasar, de lo que tiene y lo que no tiene que hacer, de las normas que deberá seguir, etc. Puede que algunas de sus cuestiones no te parezcan importantes, pero para él o ella sí lo son. Así que, ten paciencia y explícale todo con detalle.

Además, cuando le informes sobre alguna regla de higiene o seguridad, dale las razones por las que debe seguirlas, sin minimizar ni exagerar las consecuencias de no cumplir con estas normas.

6. Dale opciones.

Para fomentar su autonomía y responsabilidad, es conveniente que le dejes tomar parte en algunas decisiones, como quedarse o no al comedor escolar o ir o no al parque o a casa de algún amigo después de las clases. Obviamente, siempre que sea posible y siguiendo todas las medidas de seguridad necesarias.

Como comentamos anteriormente, siempre es aconsejable explicar el porqué de las diferentes decisiones y medidas que le afecten.

7. Dale responsabilidad.

Muy relacionado con el apartado anterior, si queremos que nuestro hijo o hija recupere la sensación de  seguridad, debemos permitirle que se responsabilice de parte del proceso de la vuelta al cole.

Se recomienda que le hagáis responsable de coger las mascarillas y el gel antes de salir de casa o de guardarlos al volver, de lavaros las manos al entrar a algún establecimiento o de mantener la distancia de seguridad. Una vez empiece el cole, también podrá encargarse de preparar la mochila o comprobar cada día que lleva lo necesario.

De esta forma, sentirá que tiene control sobre la situación, ganará confianza y se sentirá más seguro/a.

8. Acompáñale.

Es normal que tu hijo o hija (al igual que los adultos) pase por momentos en los que no sepa cómo manejar sus emociones. Puede que, a raíz de todos los cambios a los que se enfrenta, sienta miedo, que esté más intranquilo/a de lo normal o que se enfade con facilidad.

En estos momentos, es cuando más va a necesitar que estés a su lado, apoyándole y acompañándole de forma respetuosa, es decir, sin juzgar lo que siente.

A la hora de validar las emociones de nuestros hijos e hijas, es tan importante no minimizar lo que necesitan y sienten, como no exagerar nuestra reacción ante una determinada emoción o situación. Esto es, debemos darle a cada sentimiento de nuestro hijo o hija la importancia que tiene.

Así, si nuestro hijx no puede dormir porque tiene miedo de volver al colegio y contagiarse de coronavirus, no le ayudaremos si le decimos que eso es una tontería ni tampoco le haremos ningún bien si respondemos de manera exagerada ante un incumplimiento de una norma de higiene, por ejemplo. En estos casos, ayúdalo a buscar soluciones junto a ti y a superarlo.

9. Sonríe.

Sonríe y disfruta con él/ella, porque los niños no siempre hacen lo que les decimos, pero sí lo que hacemos.

Si tu hijo te ve tranquilo, si le transmites confianza en los protocolos, si te ve con ganas de que empiece el colegio, si ve que sales y vuelves de trabajar sin miedo, se sentirá seguro y afrontará este nuevo curso con tranquilidad y optimismo.

Si después de hacer todo lo posible por ayudar a tu hijo o hija a superar sus preocupaciones y temores, sientes que ir al colegio se ha convertido para él o ella en una fuente de estrés y malestar, si crees que necesita ayuda para superar sus miedos y disfrutar de la vuelta a los estudios, ponte en contacto conmigo y te ayudaré a que la confianza y la alegría vuelvan a formar parte de vuestro día a día. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s