TRASTORNO ESPECÍFICO DEL LENGUAJE

El diagnóstico es bastante complicado. Afecta a un 7% de niños en la edad escolar.

Dificultad de detección en edades tempranas; se pueden ver los indicios pero no se aconseja el diagnóstico antes de los 6 años (muy importante).

No hay causas específicas que avalen el TEL.

  • Alteración en el desarrollo de la comprensión o expresión del lenguaje.
  • El problema puede afectar a un componente del sistema lingüístico o a más (fonología, morfosintaxis, semántica y/o pragmática).
  • La alteración no puede explicarse por factores ambientales, ni por problemas intelectuales, ni deteriores sensoriales, ni por anomalías anatómicas o estructurales del aparato del habla, ni por TGD u otros trastornos, ni por lesiones o disfunciones neurológicas evidentes.
  • Comienzo en la infancia o en estadios tempranos del desarrollo.

CARACTERÍSTICAS COMUNES

  •  Dificultades tanto en comprensión, como en expresión.
  •  Asincronías en el desarrollo de los distintos componentes del lenguaje.
  • Componente morfosintáctico más alterado.
  •  La pauta de desarrollo se aleja del patrón habitual.

DOS TIPOS DE TEL (según algunos autores)

  1. FONOLÓGICO-SINTÁCTICO: lo presentan un 10-15% de la población
  2. SINTÁCTICO- SEMÁNTICA: lo presentan un 85-90% de la población.

FACTORES QUE DIFICULTAN LA DETECCIÓN TEMPRANA DEL TEL

  • Ausencia de marcadores biológicos y de indicadores en el aspecto físico.
  • Tolerancia “cultural” hacia la tardanza en el desarrollo del lenguaje “YA HABLARÁ”. Es muy importante desde los 2 años, cada 6 meses ver al niño para ver su desarrollo.
  • Colectivo muy heterogéneo.
  • Insuficiente formación en los servicios de atención primaria- pediatría y en servicios educativos.
  • Dificultades en el desarrollo de una concepción internacionalmente consensuada de los TEL. Se quiere crear a nivel mundial una red de expertos en TEL.

En la práctica, el diagnóstico diferencial entre el retraso del lenguaje y el TEL solo se puede hacer al inicio de la escuela, cuando las intervenciones logopédicas han superado el retraso fonoaudiológico y el TEL se desarrolla muy lentamente, cambiando la forma en que se manifiestan. Estos niños suelen mostrar consecuencias en sus estudios escolares. En formas más severas de TEL, debemos profundizar en la estimulación de las funciones previas al lenguaje, como lo hemos hecho con niños con discapacidades profundas del desarrollo que requieren estimulación.


Estos aspectos deben explorarse en TEL, donde las dificultades semánticas pueden surgir de las dificultades pragmáticas, como se ha hecho en niños con síndrome de Asperger en el trastorno generalizado del desarrollo. Como vemos, el diagnóstico diferencial no es fácil de realizar, y muchas veces la progresión del trastorno es lo que finalmente nos la proporciona. Dada la asombrosa plasticidad del cerebro y, por lo tanto, la urgencia de una intervención temprana, debemos comenzar la intervención antes de realizar un diagnóstico definitivo y adaptarlo al desarrollo del niño.

Solo un logopeda puede diagnosticar TEL

En TEL se trabaja mediante la práctica

Si tienes alguna duda, contacta con nosotras

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s